Javier Serrano


Me gusta el mar, la fotografía, el jazz, los plenilunios, el cine, caminar por la montaña, los viajes cronopios... Colaboro en las secciones de cine, música y literatura en www.larepublicacultural.es

Ganador del 2º Premio XXXVI Concurso de Cuentos Hucha de Oro (2009) y del XXXIV Premio Tomás Fermín de Arteta (2010), entre otros galardones.

Editor en Libros de Itaca (www.librosdeitaca.com)

Libros de relatos: Libro para salir a la luz del día (Cultiva Libros, 2005).

Novelas: La Jaula (Eutelequia Editorial, 2011) galardonada con el Premier Roman de Chambéry (Francia) en su 26ª edición y en la categoría de primera novela en español.

Otros: Jardines efímeros (me acuerdo) (Libros de Itaca, 2017)

Varios de mis relatos han aparecido en algunas webs y revistas especializadas (Al otro lado del espejo), así como en diversas antologías: Narrando contracorriente, El tren y el viaje, PervertiDos, entre otras.

5 comentarios:

  1. Hola Javier, encontré tu blog buscando una cita de Shopenhauer, muy interesante y atractivo tu blog; seguiré husmeando...Un gusto,Patricia, una lecturófila.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ... hola, Vorax Lectora. Perdona la tardanza en responder, pero he de confesar que no miro mucho los comentarios de los lectores. Si te apetece, puedes comentar las entradas que quieras, y así se enriquece la entrada, y también el blog. Saludos, Javier...

      Eliminar
  2. Me felicito por encontrarme con navegantes irreverentes. El humor es uno de ellos, digo, en la medida que los 50 todopoderosos del mundo nos permitan sonreir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ... hola, anónimo. Perdón por la tardanza a la hora de responder. Me alegro de que te guste el blog. Cuando quieras, puedes comentar las entradas. Saludos, Javier...

      Eliminar
  3. Buscando a Cassady lo encontré tu blog. La muerte de los blogs se nota en los comentarios postreros. A veces resurgen, otras permanecen en silencio como el mío (atlasmethonis). Tal vez se los devoró face y otras porquerías con su vértigo e inmediatez vacíos.
    Saludos

    ResponderEliminar